Seleccionar página

El menor de 4 años que desapareció ayer al mediodía en la localidad tucumana de Las Talitas, fue hallado ahorcado en el puente Jesús de Nazaret, sobre la Autopista.

Según trascendió, el nene, llamado Ulises Benjamín Amaya habría sido visto con un joven. La casa de la víctima está a unas seis cuadras de donde apareció muerto.

El niño se habría dirigido a un merendero del que no regresó. Lo encontraron colgado del cuello con un cable que pendía del puente.

Cerca de las 15.30 del jueves, Ulises Benjamín Amaya, domiciliado en avenida Circunvalación y Canal Norte, en Las Talitas, fue a un merendero, sin regresar. Su ausencia provocó la reacción de familiares y vecinos que comenzaron con la búsqueda, hasta que un tío abuelo lo halló pendiendo de un cable. Tras ser rescatado, se procedió a su trasladado al CAPS de El Colmenar, donde llegó sin vida.

De forma inmediata, por disposición de la fiscal Adriana Giannoni, a cargo de la Fiscalía Especializada en Homicidios II, se apersonó en el lugar del hecho un grupo de empleados de esa unidad investigativa.

La fiscalía recibió una llamada telefónica de un oficial de la jurisdicción, poniendo en conocimiento que se dio ingreso a un menor de edad de 4 años en el CAPS de la zona, y aparentemente el chico fue encontrado en un puente, cercano al domicilio donde vive el menor.

También, una calificada fuente admitió que por disposición de la fiscal se convocó al Equipo Científico de Investigaciones Fiscales (ECIF), para que de manera integral se apersonara al lugar. “Estamos tratando de establecer líneas investigativas, e hipótesis para saber qué es lo que ocurrió y así esclarecer el caso”, dijo.

Seguinos por favor :-(